LIBRADO DE LA MUJER EXTRAÑA

“Porque los labios de la mujer extraña destilan miel,
y su paladar es más blando que el aceite; mas su fin
es amargo como el ajenjo, agudo como espada
de dos filos. Sus pies descienden a la muerte;
sus pasos conducen al Seol”.

Proverbios 5:3-5

           La Mujer Extraña es aquella que se ofrece sensualmente al hombre, para ejercer la función sexual fuera del matrimonio. Como hemos considerado en el artículo La Mujer Extraña, puede representar a una mujer que ofrece placeres sexuales a cambio de dinero, pero también es símbolo de aquellas que se insinúan sin pudor buscando una relación ilícita. Proverbios describe esta Mujer Extraña como aquella que viste de manera impúdica, con prendas que le permitan exhibir sus atributos, alaga al hombre con sus palabras, lo acecha y propicia con astucia encuentros comprometedores. La Biblia llama a esta mujer extraña o ajena, porque no está unida en matrimonio con el hombre, ya que la intimidad sexual aprobada por el cielo, es la que existe entre los esposos. Toda mujer con la que se relacione sexualmente el hombre fuera del vínculo matrimonial, será ajena o extraña, porque el cielo considera suya aquella que le pertenece por matrimonio.

           La mejor amiga de la Mujer Extraña, vive dentro del hombre y lo hace especialmente susceptible a todas sus maquinaciones y encantos. La biblia llama a esta oscura aliada: la concupiscencia, su ventaja está en los deseos carnales que se oponen a todo razonamiento y la complacencia ciega de las bajas pasiones. Cuando la sociedad apoya una visión del hombre superficial, que justifica el actuar libertino por considerarlo incapaz de controlarse, se está degradando su condición a la de un animal. Santiago capítulo 1 versos 13 al 15 dice:

“Cuando alguno es tentado,
no diga que es tentado de parte de Dios; porque Dios
no puede ser tentado por el mal, ni él tienta a nadie;
sino que cada uno es tentado, cuando de su propia
concupiscencia es atraído y seducido”.
“Entonces la concupiscencia,
después que ha concebido, da a luz el pecado;
y el pecado, siendo consumado, da a luz la muerte”.

           La tierna voz de Cristo señala el origen del adulterio en el pensamiento; es necesario vigilar la mente porque recrearse indebidamente con alguna mujer, ya constituye un pecado.

“Oísteis que fue dicho: no cometerás adulterio.
Pero yo os digo que cualquiera que mira
a una mujer para codiciarla, ya adulteró
con ella en su corazón”.
Mateo 5:27-28.

           Tal como la concupiscencia trata de arrastrar al hombre a los brazos de la Mujer extraña,  hay una súper mujer, una gran heroína que tiene poder para librar el alma del varón. El Ministerio Femenino Laico VasoFrágilVen se complace en presentar un nuevo estudio titulado: LIBRADO DE LA MUJER EXTRAÑA basado en Proverbios 2:16: “Serás librado de la mujer extraña, de la ajena que halaga con sus palabras”.

           La Palabra de Dios presenta la única defensa contra la Mujer Extraña, no existe otra forma de enfrentarla y escapar de sus encantos; por esto se dedica tal empeño en advertir a los hombres cómo libarse de tan peligrosa enemiga. En esta ardua lucha, el varón tiene una invencible aliada, una heroína que es llamada la Sabiduría. Proverbios la presenta como un personaje alegórico, una mujer que clama en las calles y en los lugares de reunión, que alza su voz en las plazas, que llama insistentemente, que extiende su mano para declarar su consejo y proferir la reprensión. Parece ser incansable y firme, nada la intimida y está convencida de que su conocimiento es veraz.

           Según se narra en Proverbios capítulos 1 y 2, la vida entera te cambia si atiendes a su voz. Escúchame hombre que eres probado: serás librado de la Mujer Extraña cuando la Sabiduría conquiste tu corazón. Si la heroína Sabiduría de la que habla Salomón existe, seguramente has oído su voz y ella no descansará en su empeño de guiarte por el camino correcto. ¿Te ha hablado la Sabiduría?

Mamá Sabiduría

           La Sabiduría es la voz de tu madre, que te advierte con amor cuando tus pasos son torcidos. Aunque no le digas nada, siempre parece saberlo todo. Por más que has desechado sus consejos, ella no se cansa de dártelos, como la madre de Lemuel repite sin cesar: “No des a las mujeres tu fuerza…” (Proverbios 31:3).

           La madre sabia, instruye a su hijo para buscar una Mujer Virtuosa, lo forma desde la más tierna edad para ser juicioso, prudente, observador y espiritual. Cuando es todo un hombre y aclarado el punto de que su hijo ya no acepta regaños ni pide permiso, la madre seguirá levantando su voz cuando actúe de forma insensata. Si atiendes a sus palabras: serás librado de la Mujer Extraña.

Íntima Sabiduría

           La Sabiduría clama en el lecho matrimonial donde tu esposa es complacida y te complace. Con madurez y respeto se cumple con el deber conyugal, sabiendo que el menor descuido en este aspecto, será aprovechado por el enemigo de nuestras almas.

“No os neguéis el uno al otro, a no ser por algún tiempo
de mutuo consentimiento, para ocuparos sosegadamente
en la oración; y volved a juntaros en uno, para que no os
tiente Satanás a causa de vuestra incontinencia”.
1 Corintios 7:5

Esposa Sabiduría

           La Sabiduría es la voz de tu esposa, en el triste reclamo de su alma, que busca en tus ojos al hombre que ama, recordándote que hiciste un pacto ante Dios y los hombres. La esposa sabia no enfrenta la Mujer Extraña ni la culpa ciegamente por haber prendido el alma del varón, ella no actúa como aquellos escribas y fariseos insensatos que habiendo encontrado a una mujer en el acto mismo del adulterio, protegieron al adúltero y pidieron que fuera apedreada. La esposa sabia ve a Jesús escribir en la arena y suelta la piedra, reconoce que no está libre de pecado y antes de juzgar, admite su propia condición y busca ponerse a cuentas con su redentor. En lo íntimo se aferra al Dios Todopoderoso y es fortalecida para seguir adelante.

“El que de vosotros esté sin pecado sea
el primero en arrojar la piedra contra ella.”
Juan 8:7

Hija Sabiduría

           La sabiduría es la voz de tus hijos, que te han notado distinto y ausente, que no saben cómo interpretar tu desagrado e inconformidad. A veces se han sentido culpables y sufren al ver que el hogar se está derrumbando. La voz de sus corazones es muy insistente, puedes escucharla fuerte y clara. En más de una ocasión has tenido que bajar la mirada y con cobardía has tapado tus oídos. La Sabiduría clama dentro de tu propia casa, ciertamente no exageraba Salomón al describir la persistencia de esta valiente heroína.

Desconocida Sabiduría

           La Sabiduría es la voz de todos aquellos que sin saber han hablado a tu alma y te han invitado a cambiar el rumbo. Has escuchado a la Sabiduría hablándote: en las redes sociales, en la televisión, en una canción, en el problema que está viviendo el amigo de un amigo, en lo que le pasó al vecino y en lo que conversaban dos personas en la calle, nadie habla contigo pero todos tienen un claro mensaje para ti.

Interna Sabiduría

           La Sabiduría es la voz de la conciencia, que nos acusa o nos defiende ante nosotros mismos, es la brújula de la vida cuyo norte es el cielo, así lo enseña Pablo en Romanos 2:15. Dentro de tu cabeza has escuchado una voz misericordiosa que te señala lo que es correcto y lo que no. Por muchas excusas y disculpas que presentes a los que te rodean, tu conciencia nunca parece estar satisfecha. Sigue llamándote aunque has intentado silenciar su voz. Hasta este punto es claro que la Sabiduría es enemiga de la Mujer Extraña y no le da ninguna tregua.

Cristiana Sabiduría

           La voz de la Sabiduría también se levanta en la iglesia, en cada sermón, en cada meditación, en cada mensaje que te exhorta a dirigir tus pasos al cielo. Coincide con el resto de las voces que te han rodeado toda tu vida, como grandes señales que apuntan hacia el camino correcto que por cierto, van en dirección contraria a la oscura senda de la Mujer Extraña.

           Hoy la Sabiduría habló al hombre, a su esposa, a la familia, a la iglesia y a la misma Mujer Extraña, su voz nos ha confrontado, ha detenido nuestro mundo, mostrando que en los mandamientos de Dios está expresado su inmenso amor, derribando todo argumento que pretende exaltar el libertinaje y ocultar las terribles consecuencias de una vida separada de Dios.

           Este es un llamado a quien ha temido hablar para que levante su voz y anuncie el camino recto. Este es un llamado a quien se siente tentado y habiendo percibido que está en una situación incómoda, no ha sido determinado en guardar distancia, no dar ocasión, no jugar con el pecado, no socializar con una familiaridad impropia. Este es un llamado a quien sin dar ocasión, es perseguido y acorralado por la Mujer Extraña.

           Las voces de la Sabiduría te han acompañado a lo largo de tu vida, amonestándote con amor y paciencia, pero en el momento de la tentación, la concupiscencia parece apagarlas todas. Para el hombre natural es difícil seguir la instrucción de la sabiduría, el pecado ha degradado su vida y la maldad ha cauterizado la conciencia. Pero aún después de haber caído en las redes del pecado, es posible escuchar a la Sabiduría.

Encarnada Sabiduría

           Jesús personifica la Sabiduría descrita en Proverbios, solamente al abrir nuestro corazón y dejar que entre para gobernar nuestras vidas, será operado un cambio interior, un nuevo hombre que ya no será regido por su concupiscencia sino que tendrá sensibilidad a todas esas voces externas, que fortalecerá su conciencia y dirigirá sus pasos lejos de la casa de la Mujer Extraña. Solamente aceptando a Cristo en tu corazón serás librado de la Mujer Extraña.

“Con Cristo estoy juntamente crucificado,
y ya no vivo yo, más vive Cristo en mí;
y lo que ahora vivo en la carne, lo vivo en la

fe del Hijo de Dios, el cual me amó y se entregó
a sí mismo por mí”.
Gálatas 2:20

           Con inmenso amor te ha llamado tu Padre Celestial de distintas formas, porque es grande en misericordia y cuida de ti sin descanso. Dios instituyó el matrimonio desde el Edén, para darnos la bendición de vivir en familia. El esposo es un símbolo de Cristo, la esposa es símbolo de la Iglesia, Cristo amó a la iglesia y se entregó por ella hasta la muerte; así la unión matrimonial es un pacto sagrado hecho ante Dios y los hombres, por tanto lo que Dios unió, no lo separe el hombre (Mateo 19:6).

“Si oyeres hoy su voz, no endurezcáis
vuestros corazones como en la provocación”.
Hebreos 3:15

           El joven José fue librado de la mujer extraña, se zafó de sus brazos y corrió lo más lejos que pudo. Su gran respeto hacia Dios y a su prójimo, le hizo salir despavorido al descubrirse emboscado. Sus acciones demostraron que era un hombre renovado, que no escuchó la voz de la Mujer Extraña, que no atendió a la voz de su concupiscencia, porque dentro de él habló fuerte y claro la voz de la Sabiduría.

¿Alguno se siente muy débil
para enfrentar a la mujer extraña?
“Y si alguno de vosotros tiene falta de sabiduría,
pídala a Dios,el cual da a todos abundantemente
y sin reproche, y le será dada”.
Santiago 1:5

           El Espíritu Santo perfeccione su obra en el corazón de los esposos para que sean librados de la Mujer Extraña, amén.

Nathalie Bencomo

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Artículos recomendados